Como mejorar tu economía post Navidad

19/12/2019
Como mejorar tu economía post Navidad

Recurrir a los prestamos baratos es, en muchas ocasiones, la única solución a superar la cuesta de enero. Si te has pasado con el gasto navideño y ahora necesitas apretarte el cinturón, a continuación encontrarás algunos consejos para ayudarte a conseguir financiación extra y procurar que su impacto afecte lo menos posible a tu economía durante el resto del año.

Tomar el dinero “prestado” de tus ahorros

En el mejor de los casos, tienes un fondo de emergencia o algo de dinero ahorrado para destinar a tus goles financieros. Si es así, puedes echar mano del mismo sin atrasar los plazos a tus objetivos. Trátalo como un préstamo a terceros y haz tu presupuesto los próximos meses teniendo en cuenta el dinero que vas a tener que devolver a tu cuenta de ahorro de manera independiente a lo que guardes todos los meses.

Pedir dinero a familiares o amigos

El mejor método de financiación es aquel por el que no tienes que pagar intereses. Por este motivo, antes de solicitar préstamos a terceros, es conveniente que apures todas las fuentes de financiación sin coste. Es decir: familiares y amigos.

Si pones las emociones a un lado, es mucho mejor aguantar la charla de tus padres o tu pareja antes de gastar dinero pagando intereses. Por este motivo, es recomendable que utilices este recurso primero. Para hacerlo con éxito, preséntales un plan de pago realista en el cual les demuestres con números la manera en la que vas a devolver la cantidad prestada. Así verán que tus intenciones son buenas y estarán más inclinados a acceder que cuando no reciben ninguna explicación.

Préstamos por crowdlending

El crowdlending es un sistema de financiación por el cual particulares prestan a terceros sus ahorros a través de una plataforma online a cambio de un interés. Este sistema de préstamos puede ser interesante, ya que los tipos de interés suelen ser más bajos y las condiciones más flexibles que en los bancos tradicionales.

Préstamos al consumo

Se trata de un préstamo que el banco concede a clientes cuyo score crediticio es adecuado. El tipo de interés de estos préstamos suele ser de los más bajos para el nivel de garantías que requieren, y en pocos días podrás contar con el dinero en efectivo.

Un inconveniente de este tipo de financiación es que las entidades bancarias necesitan justificación de a dónde se va a destinar el gasto y otra información adicional.

Tarjetas de crédito

Las tarjetas de crédito te permiten, a cambio de pagar una cantidad anual, un crédito predeterminado a pagar en distintas modalidades. Si vas a ser capaz de devolver toda la cantidad adelantada al mes siguiente, son una excelente herramienta de financiación a bajo coste. Si los plazos se van a prolongar, pueden acabar costándote mucho dinero.

Préstamos inmediatos sin garantías

Este tipo de financiación debería utilizarse solo en caso de último recurso, ya que su coste es muy elevado. Sin embargo, las escasas garantías que exigen los convierten en una buena alternativa para quienes están en ASNEF.Como ves, superar el mes de enero con préstamos baratos puede ser una solución sencilla si lo gestionas con responsabilidad.

×